martes, 26 de enero de 2010

Ni con 42.

Cualquier contenido con la etiqueta "porno" vendera. Es un hecho, bastante triste, pero es un hecho. El 21 Dias en el Porno habra hecho una audiencia del copon por eso, porque llevaba la puñetra etiqueta. Era un programa que, como quien dice, venia dado. En realidad no podia importar demasiado el contenido, ya tenia le envoltorio.

Quien suscribe no tenia la menor intencion de verlo, pero, coño, era complicado escaparse, sobre todo porque la deriva de esa industria en estos tiempos de redefinicion del mercado de contenidos (porque son contenidos) es un punto neuralgico para poder intuir por donde van a tener que tirar el resto de las industrias culturalaes. Porque si, porque el porno tambien deberia ser considerada una industria cultural siempre y cuando queden por ahi seres humanos que se empeñen en producir cosas sensatas. Ahora, si el modelo es el del gonzo, pues mal vamos.

El programa empezaba bien, pero una vez tomo la directa por esta ultima via se perdio cualquier posibilidad de dibujar un panorama heterogeneo, obviando las producciones convencionales, el porno gay (que en España existe), o cualquier otra variante que se les ocurra. Tampoco se tocaron los espectaculos en vivo, sean festivales o salas especializadas, que ademas las hay bien famosas. Al final se quedo todo en una anecdota. Que en el fondo no cabia esperar mucho mas, claro, pero no por ello deja de ser una lastima. La cuestion es que el formato de 21 Dias probablemente no daba para tratar todo esto con un minimo de sentido comun. No es cuestion de convivir, es cuestion de dibujar un mapa de la industria. En vez de eso se refleja la cultura del porntube, y se amparan en lo cotidiano de algunos de los reflejados para que todo sea aparentemente real. Y si, Max Cortes es un tio estupendo, pero tambien tiene un nombre, una carreraa y unos apoyos que probablemente distan de los que tiene de mano Toto Garcia para sacar adelante sus historias. Hay un momento, ese momento del "cuanto cobras", que a quien suscribe le suena a trampa cuando no se vuelve a repetir en igualdad de condiciones. Porque a Torbe tampoco se le pregunta, lo mismo que no se husmea en las cifras sobre las que se mueve la grabacion de escenas amateur.

Lo mejor de este 21 Dias ha sido lo esperado, la sinceridad de quienes hablan a camara, con momentos que uno no llegaba a creerse viniendo de gente que finalizado el programa va a tener que ganarse a sus fanes ante la camara. Eso ha molado, pero es un regalo de señoras tan estupendas como Dunia Montenegro o Michelle Blanch. El resto es un desfile de cliches parapetados en esas vetas de realismo que pretenden dignificar el conjunto, y eso es complicado cuando uno tira de memoria y echa en falta a gente como Ponce, Bosch, Gisbert, Irina Vega, Silvia Rubi... Joder, si me apuran hasta a Erika Lust, y eso que la memez esa del porno para mujeres...

En fin, que en el fondo lo que le interesaba a medio pais era saber si la Villar trincaba o no delante de las camaras, una duda asi como de infraseres y que ya marcaba las bajas cotas informativas que debia tener el reportaje. En el fondo la culpa no es del programa, es de darle a los espectdores el programa que desean ver. Ni mas ni menos, el mismo problema que ha hecho del porno una simple sucesion de gonzos en los que el sexo mas cafre ya hace tiempo que se ha convertido en convencional. Cualquier dia de estos a alguien se le da por replantearse si hay que dar simplemente lo que la mayoria parece querer, pero mientras eso no suceda se le seguira llamando "deportes" a la seccion de futbol de los telediarios.

6 comentarios:

  1. Hola, estoy bastante deacuerdo contigo sobre el programa y sus espectivas creadas para hacer audiencia (es normal), pero de verdad , quien se podia creer que Samanta iva a hacer de actriz !? No podemos criticar el programa por esto , porque era clarisimo que NO iva a hacer de actriz porno !! Ahora, criticar la estructura del programa , su contenido , vale ... Pero tambien tiene logica, no se podida hablar de todos y enseñar 100% del mundillo porno iberico , no se hablo de muchisima gente que falta del medio del porno. Se ha elegido una muestra de lo que es hoy en dia el porno en españa ... Las webcams, Kemaco, Torbe ... pero falto IFG, los Vaqueros , etc etc ... No se puede hablar de todo el mundo tampoco , ya que aun que no paresca , SI, hay MUCHA gente que trabaja y vive del porno en este pays !! Han querido hacer un programa que enseña una muestra , en la muestra hay más Gonzo que otro cosa , pues por algo sera no ? el gonzo es lo que mas se produce , quiza lo que mas vende tambien ... Es el porno del siglo 21, pensado para internet. Es criticable pero dentro de esto hay profesionales que viven de el , tampoco es tan facil hacer buen Gonzo !!!
    saludos a tod@s

    ResponderEliminar
  2. A ver, ya digo que lo de pretender que la Villar se pusiera a trajinar era una memez bien grande. Lo triste es que el enfado que esta mostrando el personal por foros y comentarios da a entender que ahora mas que nunca importan una mierda los que estan detras de las camaras. Esto es un poco lo que identifico con el cambio de rumbo que va a tener que encontrar el genero, porque las diferentes miradas no pueden depender, ni de coña, de los propios interpretes. Esto liga un poco con lo del gonzo: una cosa es trabajarlo para llegar a algun sitio (coño, ahi esta Stagliano, que Buttman en Barcelona podria haberla firmado David Lynch), y otra muy distinta que se llegue al punto de que fulanita anuncie su salto a la direccion y simplemente calque los planos de rigor... Se puede hacer con gusto, claro que si, pero no todo el porno puede ser gonzo, y el exceso de gonzo es lo que ha termindo minando el criterio de quienes consumen.

    El problema del programa es, precismente, que no le ha interesado hablar de otra cosa. No se han documentado, no han querido preguntar acerca de los por ques del momento actual a nivel industria, y eso podria no molestarme si no fuera porque esto lo ha visto un porron de gente y les dara alas para que opinen las tonterias de siempre. Esta claro que no se podia tocar todos los palos, pero aun guardo con sumo cariño un docu que se marcaron en el plus, alla por 2000, en el que sin tantas risas sabian recoger mucho mejor de que iba la historia. Es mas, es que como me de el punto lo subo, porque ya se anunciaban tantas cosas...

    ResponderEliminar
  3. Jejeje ya sabía yo que la pija no iba a tocar ni una idem. ¡Lo que habría hecho Luis Cantero con este programa en sus buenos años!

    ResponderEliminar
  4. Estaba claro que el reportaje iba a ser lo que fue. NO entiendo como había gente tan ilusa como para creer que iba a follar en el reportaje. Claro que eso hubiera sido un 21 días de verdad, pero no lo iba a hacer. Hizo un callejeros porno y ya está.

    ResponderEliminar
  5. A mi me encanta el formato de 21 dias.

    Un saludo!

    ResponderEliminar